Boeing desiste de sus perspectivas financieras y frena recompra de acciones por accidentes del 737 MAX

Boeing Co abandonó el miércoles sus perspectivas financieras para 2019, suspendió una recompra de acciones y anunció un aumento de 1.000 millones de dólares en costos debido a la cancelación de los vuelos de su avión 737 MAX después de dos accidentes fatales ocurridos en cinco meses.

El fabricante de aviones más grande del mundo enfrenta una de las crisis más grandes en sus 103 años de historia tras los accidentes protagonizados por aviones de las aerolíneas Lion Air, en Indonesia el 29 de octubre, y Ethiopian Airlines, el 10 de marzo, que provocaron en total la muerte de las 346 personas a bordo.

Boeing, con sede en Chicago, cumplió el miércoles con la fuertemente rebajadas estimaciones de ganancias trimestrales de Wall Street, en gran parte debido a la detención de las entregas de los 737 MAX y una desaceleración en la producción.

Durante una conferencia telefónica que se realizará el miércoles más tarde, los inversionistas buscarán respuestas sobre cómo Boeing planea reparar su imagen y evitar mayores daños financieros.

Una imagen más completa del impacto de los accidentes no surgirá hasta el final del segundo trimestre, ya que los recortes en la producción del modelo 737 MAX comenzaron a mediados de abril.

Los inversores también buscarán detalles sobre cómo afectará la crisis del 737 MAX al desarrollo de su nuevo avión de pasajeros de doble pasillo 777X y una potencial nueva aeronave para un mercado medio, lo que es fundamental para luchar de mejor forma con Airbus SE en el lucrativo mercado de la larga distancia.

Boeing dijo el miércoles que aceleró la producción de su 787 Dreamliner a 14 aviones por mes desde los 12 del primer trimestre, mientras sigue trabajando para que se realicen este año las pruebas de vuelo del 777X, que sería entregado en 2020.

Las acciones de Boeing subían más de 1 por ciento en las primeras operaciones del día.

Boeing dijo que emitirá un nuevo pronóstico financiero cuando tenga más claridad sobre los temas que rodean al 737 MAX. En enero, la empresa aseguró que esperaba ingresos anuales entre 109.500 millones y 111.500 millones de dólares y ganancias estructurales por acción en un rango de 19,90 dólares y 20,10 dólares.

La compañía sostuvo también que recompró 2.300 millones de dólares en sus acciones en el último trimestre, lo cual ocurrió antes de mediados de marzo. Boeing recompró 9.000 millones de dólares de sus papeles el año pasado.

Fuente: Reuters


Source: Economia